jueves, 25 de octubre de 2007

El Parque de La Gavia, Toyo Ito

En el Ensanche de Vallecas se está trabajando en uno de los parques más originales de Madrid, el Parque de La Gavia. Se encuentra en la Avenida del Mayorazgo, aunque podéis ver mejor su situación [aquí]


Este importante y singular proyecto, diseñado por el arquitecto japonés Toyo Ito, será un auténtico sistema ecológico en el que la tierra y el agua crearán un verdadero oasis. Además albergará en su interior un Museo de Agua y Energía ligado a una torre observatorio, un Centro de Día y una Casa de Reposo.

La extensión total del parque alcanzará los 394.612 metros cuadrados. En enero del 2007 se iniciaron las obras de la primera fase, de 190.842 metros cuadrados, (aproximadamente la mitad del parque) con una duración aproximada de 12 meses, por lo que a primeros del 2008 ya podremos empezar a disfrutar de este nuevo paisaje urbano basado en la biodiversidad.

En esta primera fase se plantarán 1.936 árboles de numerosas especies como tamarindos, olmos o sauces, en seis grandes áreas temáticas: las colinas del árbol del agua, del mirador, de los tilos, de los pinos y las encinas, y el valle de los cerezos. Se crearán además 32.500 metros cuadrados de zonas con arbustos, 24.800 de caminos y espacios transitables y otros 2.000 de láminas de agua.


El diseño de Toyo Ito (un arquitecto que ha recibido prestigiosos premios como el León de Oro de Venecia, y cuyo proyecto resultó ganador en el concurso de ideas convocado por la Empresa Municipal de Vivienda y Suelo en 2003) propone tres objetivos fundamentales:

  • Recuperar y potenciar la función del arroyo de La Gavia y de su valle como corredor ecológico y conexión entre la campiña y el río Manzanares.
  • Remodelar la topografía de la zona, recreando las formas originales, definidas por una secuencia de lomas encadenadas y escalonadas, que, además, se aprovechan como base de un innovador sistema de depuración de agua.
  • Promover la biodiversidad proyectando al futuro las tradicionales relaciones agrícolas y de ocio que existieron entre el arroyo y los vecinos de Villa de Vallecas, convertidas, ahora, en un factor de reequilibrio medioambiental del Ensanche.



    El agua, protagonista

    El agua, que ocupará un tercio de su superficie, es la protagonista del parque de La Gavia que, al mismo tiempo, pretende ser un espacio educativo abierto en materias como la reutilización y depuración, los ecosistemas acuáticos o el valor estético y paisajístico del agua. El proyecto parte de la toma de conciencia del agua como recurso natural valioso, inconsistente y vulnerable en las regiones del sur de Europa debido a su irregularidad térmica e hidrométrica, y al mismo tiempo de su reconocimiento como factor determinante para la calidad de vivienda de las ciudades.


    Para asegurar su aporte se ha previsto un circuito hidráulico capaz de autodepurar sus aguas pluviales y afinar la calidad del riego mediante los denominados árboles de agua, que integran un sistema natural de tratamiento anaeróbico. De esta forma, el parque de La Gavia se situará en vanguardia en la utilización del agua reciclada para la creación de hábitats fluviales y humedales.



    Unidades ambientales

    El parque se caracteriza por la división de su superficie en tres grandes unidades ambientales:


    1. El arroyo de la Gavia y su ribera

    La recuperación del arroyo y su conversión en un curso de caudal permanente, crea un eje fluvial en el que se alternan tramos de circulación rápida con pequeñas láminas de agua de régimen lento, y zonas húmedas asociadas al curso principal como ocurre en los ríos de la región (Manzanares, Jarama, Tajo y Tajuña). Sobre este “corredor de agua” se han previsto diversos ambientes forestales propios de las riberas de los ríos meseteños.



    2. Los valles interiores

    El corredor de la Gavia concentrará las escorrentías de otros “arroyos artificiales” secundarios abastecidos por el sistema hídrico del Parque.

    El grado de disponibilidad de agua hace posible diseñar dos tipos de corredores:
  • Valles “húmedos” Recrean ambientes predominantemente forestales.
  • Valles “secos” Especies arbustivas en fondos de valle sin circulación superficial de agua



    3. Árboles de agua o biotopos del parque

    Este sistema de “corredores” o “conectores ecológicos” pondrá en conexión diversas piezas que ocupan las cimas de las diversas lomas escalonadas del Parque.

    Cada una de estas lomas, albergará un “árbol de agua”, un biotopo y una cubierta vegetal distinta, con posibilidades de actividades y uso público diferenciado en cada caso.

    Los “árboles de agua” se ordenan en dos grupos que purifican el agua en los diversos saltos, tramos y acontecimientos de su recorrido.

    El agua de la planta de tratamiento es bombeada al nivel más elevado de “mesetas” con árboles de agua donde viaja a través de canales, compuertas, filtros , bancos de grava y arena para bajar a los valles donde es recogida en pequeños depósitos.

    El agua, que ahora tiene pureza suficiente para la mayoría de los usos, es bombeada después al grupo de meseta de árboles situados a una cota inferior, donde una vez rebasado, discurre a través de los humedales y llega al Arroyo de la Gavia completamente purificada.





  • 1 comentario:

    1. ¿Y para cuando estará terminado el Parque de la Gavia? Estamos a finales del 2010 y el ayuntamiento sigue sin terminarlo...

      ResponderEliminar