Menú horizontal

miércoles, 30 de julio de 2014

¿Bicis urbanas en las rozas village?

Bonito cartón piedra en el cartón piedra. Precioso


Me comentó un amigo que en Las Rozas Village tenían bicis urbanas puestas en plan adorno.
Aunque, a mi, eso de ir a comprar ropas me gusta tanto como ser flagelado, me pasé a ver qué tal. Me gustan las bicis y si las usan como reclamo, entro al trapo. Luego, a veces, opino.




No podía ir con mi bici en un tiempo razonable. No se cual sería la ruta, pero además no debe ser fácil. Y la distancia es excesiva desde casi cualquier sitio.
Aunque se puede acercar uno en tren o incluso en autobús de línea, está pensado para ir en coche.
Uff, alguno de estos vehículos será el mío.



Para el que no lo conozca, Las Rozas Village es como la zona central-comercial de cualquier pueblo turístico pero construido desde cero. Sin tener que destruir el pueblo original. Muy mono, muy limpio, muy ordenadito todo. Lleno de tiendas, casi todas de ropa y similares y terrazas del modelo aperitivo-franquicia más que bar con fritanga o paella. Es como el modelo que pretenden imitar casi todos los pueblos de playa o interior. ¿O la imitación es esto?. No se. Pero parece un decorado de cine, de cartón piedra, solo que con edificios y dinero de verdad. Como una serie americana, en las que casi todo el mundo es joven y guapo y en edad de gastar dinero. No hay viejos en los bancos ni niños jugando, menos los que están con sus padres y con un helado en la mano.



Me impresiona que se haya llegado al “paquete de compras” como producto turístico.
Te cobran para llevarte a un sitio en el que te venderán de todo. Esto del marketing me parece una mezcla de gran ciencia y noble arte. Como el ilusionismo. Si hacen bien su trabajo, no te sientes engañado, sino contento y volverás a por más. Se trata de conseguir vender, (mejor si es por mucho dinero), cosas que prometen ser experiencias vitales importantes, reconfortantes, saludables, que suponen distinción.
 - Pero si simplemente venden una camiseta, o una crema o una bici de colores. Y a veces el comprador ni la llega a usar.
 - Sí, pero… ¡y lo contento que se va ese comprador!. En cuanto tenga un ratito y unos euros, volverá a por más.

Esto es lo que cuentan en Vogue, que no se si saben de bicis, pero de marketing y moda saben un huevo.
“La visita de Lorenzo Martone con sus diseños a Las Rozas Village es una manera promover la campaña Day Trip to Chic que pretende aumentar la experiencia de compras por los village del grupo internacional Chic Outlet Shopping (al que pertenece este espacio de Madrid).”

 - Y ¿qué es eso de aumentar la experiencia de compras?. Pues que te gastes más y encima estés más contento.
Sí que saben, sí.

 - Y, ¿quién es ese tal Lorenzo Martone, diseñador de estas bicis?
Aquí lo explican.
Me hace gracia eso de “En plena polémica por el alquiler de bicis de Ana Botella, Lorenzo Martone presenta su colección”. Eso sí que es un titular pillado por los pelos.

 - Pero si el mérito en cuanto a popularidad del diseñador de las bicis es "ser el ex de Marc Jacobs", ¿quien es ese tal Marc Jacobs?.
Aquí nos lo aclaran convenientemente.  Ah, claro. Es uno que dijo “no” a Christian -Dior. Bueno, supongo que tendrá muchos otros méritos pero como el titular debe ser muy breve supongo que ese será algo importante.
¡De lo que se entera uno leyendo!

En cuanto a las bicis, que era el asunto que me llevó allí, parece que la acción era más para promocionar el sitio que las propias bicis. No había dónde comprar una. Pone en algún sitio que habían abierto una “pop up store” . Lo único que encontré era una chica con fichas para sacar datos de la gente y participar en el sorteo de una bici. Cuando pregunté por la tienda física, me dijeron que se podían comprar por internet, en esta web: . Paso de darles mis datos, que para sorteo prefiero el de la once. Luego vi que los precios son de mil y pico euros y que las envían desmontadas. No se si es caro, pero es mucha pasta para comprar a ciegas (o viendo solo los colorines).

Las bicis son bonitas para el que le gusten los colores intensos. Tienen un curioso cambio automático de dos marchas. Lo he leído, porque no se podía probar ninguna. El manilla-cesta me gusta bastante. Seguro que soporta mucho más de los 9 kg que anuncian pero los 180€ que piden por él  me parecen algo excesivos.

Lógicamente, por aquí no se puede circular en bici. Realmente no vendría a cuento y no hay sitio, pero tengo mis dudas incluso de que dejen caminar con ella al lado.
La idea de la acción promocional es que las bicis son, así en general, algo bonito. Están de moda. Quedan bien en los escaparates y en la calle. Aquí las que habían colocado en la calle estaban puestas en plan espectacular, aprovechando su colorido. Todo lleno de flores:



En una superficie blanca, para que destaquen sus colores fuertes y la marca:



En plan exagerado, en una especie de esfera armilar. Claro que, ya puestos a tener una bici dorada, te puedes permitir eso y más:



Pero aquí las bicis de los escaparates, igual que la mentalidad ciclista, son de cartón piedra.
Se ve que no tenían suficientes bicis de verdad y que, eso que hacen en algunos sitios de poner bicis bonitas en sus escaparates pues, no lo habían pensado con tiempo.



Cuando ya me iba, vi la única bici urbana absolutamente de verdad de todo el paseo. Una bici que se usaba mucho y bien. Y que pasaba absolutamente desapercibida para el ojo no entrenado (también denominado persona normal o no-friki de las bicis).
A pesar de su aspecto cutre o precisamente por eso, su dueño y ella tenían unas cuantas cosas a destacar.



Lo primero, cómo estaba atada. Disponía solo de un patético tuercerruedas como enganche pero supo poner una buena U pequeña para sujetar bien el cuadro. Las ruedas y el sillín estaban sujetos con tuercas, no con cierres rápidos y con una cadena adicional cutre por si hay que sujetar alguna cosilla más.
Tenía una pata de cabra aunque es una mtb. En este caso se ve que ha venido muy bien.
Luces: dos traseras y dos delanteras independientes. Una de ellas sencilla a pilas y la otra de imanes, de las que se encienden de modo intermitente sin pilas ni dinamo.
Las ruedas, con un dibujo que no vibra mucho en asfalto y con cierto desgaste.
Portabultos, para que no le sude la espalda con las cosas monísimas que se compre aquí.
Espejo retrovisor, botella de agua y el especial cutre-práctico: un trozo de tubo a modo de guardabarros para que la rueda delantera no salpique el agua la cara.

Todo un ejemplo para ayudar a que no se confundan las cosas: Transporte, deporte, moda, practicidad, imagen, economía, tontería, cool bike, bici en mi culo...

12 comentarios :

  1. con que amplien desde la zona mas sur, hasta la zona norte, me vale, llenar madrid de bicis, asi conseguir una movilidad mas sostenible y mejor, la gente seguro que deja el coche y va al trabajo en bici

    ResponderEliminar
  2. Creo que la implantación de la bici pública debería servir para el desplazamiento de los ciudadanos y no tanto de los turistas. Por ello, creo que debería amplliarse a los barrios para que podamos utilizarlas para ir al trabajo. Yo vivo en Corazón de María y allí está la sede de la IBM que daría servicio a un montón de gente.

    ResponderEliminar
  3. Creo que una gran forma de fomentarlo seria expandirlo a ciudad universitaria y meter varias estaciones allí dentro. El metro esta carisimo y el calor de la línea 6 es insoportale además de que en hora punta es una lata de sardinas.

    También estaría bien que bajase hasta ventas que serian 2 o 3 estaciones como mucho y ayudaría a subir esa insufrible cuesta de ventas a manuel becerra

    ResponderEliminar
  4. Hemos detectado un anómalo porcentaje de votos a favor de ampliar biciMAD hacia Legazpi procedente de la misma IP. Aunque hay una cierta demanda para expandirse hacia el sur, no ha de ser tan prioritaria como la señalada hacia Nuevos Ministerios y Cuatro Caminos, cuyos resultados sí son reales.

    ResponderEliminar
  5. Villarramblas x fin con la actualización de MAPS de Google he conseguido en mis mapas tenerlo en el móvil, gracias por el esfuerzo de hacer el mapa de bicimaps.
    ahora solo me falta poner el de calles tranquilas con iconos de tienda de bebidas frescas de los chinos jajajaja

    ResponderEliminar
  6. Podría llegar a Moratalaz??

    ResponderEliminar
  7. Y una Batería de coche también para colocar los amplificadores de un equipo Hifi

    ResponderEliminar
  8. No hay impedimento técnico en que biciMAD supere la M30. Otra cosa es el debate político de si quieren sacarlo de la zona de aparcamiento regulado, pero si hay demanda, tendrán que enfrentarse a ello.

    ResponderEliminar
  9. ¿Puedes borrar los votos fraudulentos de Legazpi? ¿Son muchos?. En mi caso, aunque aún sólo he votado yo, en casa somos 4 usuarios potenciales de bicimad, que vamos a votar con la misma IP. De todos modos, llevar la ampliación a Legazpi, desde la actual de sta María de la cabeza, llevaría como mucho 2 puntos más, y el beneficio sería inmenso (matadero, Madrid Río, enlace con buses de tod la zona sur, etc... Desde luego, los vecinos lo vamos a mover. Través de nuestras AA.VV., si queréis nos apoyáis, si no lo haremos solos.

    ResponderEliminar
  10. No puedo quitar votos emitidos, pero sí he filtrado que esa IP ya no pueda volver a votar, que había emitido 11 votos. No es el único caso. Las IP que ya han votado más de 3 veces las he vetado.



    El filtro lo puse después de detectar un anómalo aumento de los votos en Legazpi. Antes de eso, aparecía tan demandado como Puente de Toledo, así que posiblemente haya 100 votos falsos.


    En todo caso, al Ayuntamiento remitimos las direcciones de expansión hacia el norte y con una cierta tendencia hacia el río antes de que pasara esto. Ellos ya tenían prevista la ampliación hacia el norte, no sabemos si además pondrán una patita hacia Matadero, que como bien dices, se cubre con 3 bases.

    ResponderEliminar
  11. Tengo una duda que no me deja dormir por la noche fresquitas de verano. que tiene que ver el aparcamiento regulado con ampliar las estaciones??

    ResponderEliminar
  12. La empresa que tiene la concesión también gestiona los parquímetros de las zonas del S.E.R., así que ambos temas están relacionados (por eso han cambiado ambas cosas a la vez). Supongo que algo del lucro que saquen de los parquímetros están obligados a reinvertirlo en BICIMAD. O bueno, habrán hecho las cuentas para que les merezca la pena. Si les proponen ampliar la zona de las bicis más allá de los parquímetros me imagino que dirán que naranjas de la china. Creo que lo llaman externalizar los servicios públicos y se ve que es súper, pero súper-eficiente.

    ResponderEliminar