Menú horizontal

Si te ha gustado el artículo, puedes invitarnos a una cerveza

domingo, 16 de febrero de 2014

Las bicis sí son para las ciudades

E. Ortega para abc.es/salud

Sevilla ocupa el 4 lugar en el ránking de ciudades amigables para moverse en bicicleta
Silencioso, ecológico y también saludable para los usuarios. Así es el transporte en bicicleta por la ciudad, según una investigación de la Universidad de Cambridge, el University College de Londres y la Escuela de Londres de Higiene y Medicina Tropical y publicada en «British Medical Journal» (BMJ) que ha analizado el impacto que tiene el servicio de alquiler de bicicletas en Londres de abril 2011 a marzo 2012 sobre la salud. En total, 578.607 personas usaron este servicio de alquiler de bicicletas, que hicieron un total de 7,4 millones de viajes.

Y los resultados demuestran beneficios en términos de salud para las personas que emplearon este servicio. Según explica a ABC su autor, James Woodcock, el sistema parece haber tenido un efecto positivo sobre la salud en general. «Los beneficios de la actividad física repercutieron en una amplia gama de enfermedades que incluyen la depresión, enfermedad cardíaca, diabetes tipo 2 y el accidente cerebrovascular». Y, en cuanto a los posibles riesgos de moverse en bicicleta por una ciudad, el investigador señala que los principales son «lesión tras un accidente y una mayor exposición a la contaminación del aire». Ahora bien, subraya, los beneficios era «mayores que los riesgos, especialmente para los varones y para aquellas personas de mediana edad que para los ciclistas mayores».

Lo cierto es que existen pocos estudios que hayan analizado el efecto sobre la salud del uso de la bicicleta en entornos urbano. Hace dos años una investigación realizada por el Centro de Investigaciçon y Epidemiología Ambiental (CREAL) de Barcelona y también publicada en BMJ concluía que «las iniciativas de intercambio de bicicletas públicas, como Bicing en Barcelona, tienen más beneficios que riesgos para la salud, además de que reducen las emisiones de dióxido de carbono». En este trabajo hacían un llamamiento para que desde las autoridades municipales, de esta y otras ciudades, promovieran el uso del trasporte en bicicleta.

Barcelona cuenta con un servicio público de alquiler de bicicletas
El trabajo muestra que el mayor beneficio de la bicicleta era para aquellos entre 45 y 59 años de edad, mientras que el grupo más joven (15-29 años ), apenas obtenía beneficios. Este dato es lógico, apunta, porque «la mayoría de las enfermedades afectadas por la inactividad aparecen a partir de esas edades, por lo que la actividad física es más importante a medida que se envejece». Y cuando los investigadores analizaron los resultados por sexo, se encontraron con menores beneficios entre las mujeres. Un hallazgo interesante del estudio es que los usuarios de las bicicletas de alquiler parecían no tenían un riesgo mayor que otros ciclistas londinenses, a pesar de que los primeros son menos propensos a usar cascos.

Los investigadores apuestan por propuestas como la de los Países Bajos, donde un sistema amplio y bien cuidado de carriles para bicicletas, protegido físicamente de la circulación de los automóviles «ha ayudado a que el ciclismo sea generalizado en todas las edades».

¿Y en España?


En España no hay mucha tradición, pero hay ciudades que se preocupan por tratar bien a los ciclistas. La lista la encabeza Sevilla, puede presumir de ocupar el cuarto puesto en el ranking de ciudades más amigables para la bicicleta elaborado por la revista online Copenhagenize.eu, por delante de Berlín, Tokio o Dublín, entre otras. Se ha realizado un esfuerzo considerable peatonalizando calles por las que pedalear sin agobios, aunque lo cierto es que el sistema de bicicletas compartidas Sevici es quizá el factor que más ha ayudado a convertir Sevilla en un entorno perfecto para disfrutar del ciclismo amateur. Le siguen Barcelona -donde Bicing cuenta con más de 100.000 abonados y 6.000 bicicletas-, Vitoria, Zaragoza -con su sistema público Bizi-, Gijón, Palma de Mallorca, Valencia, Córdoba o San Sebastián.

24 comentarios :

  1. Un artículo así en al ABC! Si fuese suscriptor mandaría una carta al director para pedir el despido del rojo que lo ha escrito.

    ResponderEliminar
  2. ¿Hay que ser de izquierdas para subirse a una bici?

    ResponderEliminar
  3. En absoluto, pero ser de derechas da puntos para enfrentarse contra ese lobby que quiere destruir la industria automovilística española.

    ResponderEliminar
  4. No, pero a mí también me choca que un artículo así salga de ABC. Enhorabuena a ellos y en especial al valiente redactor o redactora.

    ResponderEliminar
  5. Sevilla, con un gobierno municipal PP, acaba de aprobar un borrador de Ordenanza de Circulación que según los ciclistas sevillanos, presenta aspectos positivos y negativos para la bici:

    http://www.sevilla.org/ayuntamiento/areas/area-de-seguridad-y-movilidad/ordenanzas/ordenanza-de-circulacion/view

    ResponderEliminar
  6. ¡Cómo nos gusta que nos doren la píldora! Aunque sean mentiras contadas a medias nos encanta "adornarnos" con todos esos informes y estudios tan fantásticos y tan favorables... y con todas esas cifras espectaculares. No lo podemos remediar.

    http://bicicletasciudadesviajes.blogspot.com.es/2014/02/vamos-contar-mentiras-tralara.html



    Un saludo

    ResponderEliminar
  7. Es verdad que no habla más que de vaguedades, pero si poco a poco cala el mensaje y nos dejan de mirar raro, ya es algo...

    ResponderEliminar
  8. Si sobre todo el atablado subnormal.

    ResponderEliminar
  9. Y quien quiere destruir la industria automovilística española?

    ResponderEliminar
  10. ¡¡Qué bieen!! Siiii!!! :D

    ResponderEliminar
  11. Un anormal que escribió en el articulo de las tablas que semos molestos y deberíamos quitarnos de enmedio como fuera claro escrito en el blog del barrio de las tablas

    ResponderEliminar
  12. ¡¡¡ Los perroflautas de las bicis !!!

    ResponderEliminar
  13. Lobby intentan hacer, eso si sentido de la ironía empiezo a dudarlo.

    ResponderEliminar
  14. Yo veo a gente que quiere fomentar la movilidad. Eso tambien ayuda a la industria del automóvil porque nadie va a comprar coches si no se pueden usar porque hay demasiados.

    Los que realmente quieren destruir la industria automovilística son los que pretenden perpetuar el actual modelo de negocio.

    ResponderEliminar
  15. Hombre, que un medio como este, que hace dos semanas alertaba contra las pajas, publique es poco espacio de tiempo dos artículos a favor de las bicis, no está mal.

    En este caso, no hay que ver tanto donde queremos ir, sino de donde venimos, o vienen algunos

    ResponderEliminar
  16. Las bicis no son para la ciudad, como demuestra la peli "One Day (Siempre el mismo día)" que pusieron ayer por la noche.

    Y no explico más, porque me cargo el final.
    XD

    ResponderEliminar
  17. Diego ha desaparecido tu comentario! :O

    ResponderEliminar
  18. Diego ya sabe que si tiene un comentario con insultos tendrá una vida muy breve. Así son las normas en todos los foros, incluido éste.

    ResponderEliminar
  19. Pues mira en el post de hoy cuando me atacan diciendo que "la educación no es mi fuerte", ante un anuncio de una ruta, eso si me parece un insulto :(, lo permitirás?

    ResponderEliminar
  20. Miriam, no es un insulto. Si cuando estoy anunciando las rutas MTB tu entras diciendo que falta la Bicicrítica estás demostrando, o que no te enteras, o que no tienes educación.

    ResponderEliminar
  21. Ojalá los tranvías, bicis y peatones tomen las ciudades. Sigo sin entender por qué la mayoría del espacio urbano es para el que va cómodamente en su coche o tanque, echando humo, haciendo ruido, generando mal humor y poniendo en peligro a los demás.

    ResponderEliminar