Menú horizontal

Si te ha gustado el artículo, puedes invitarnos a una cerveza

martes, 27 de abril de 2010

Ruta en bici por la Hoya de San Blas. Abril 2010


Además de pedalear de lunes a viernes entre los coches, cuando llega el fin de semana todavía nos quedan ganas de más bici, pero como las cabras, tiramos para el monte. El domingo pasado, MiguelS, Iván y Aalto estuvimos haciendo una ruta por las pistas y los divertidos senderos de la Hoya de San Blas, disfrutando de la Naturaleza y respirando un poco de aire puro.





Distancia recorrida: 56,62 kilómetros
Altitud min: 833 metros, max: 1.486 metros
Desnivel acum. subiendo: 994 metros, bajando: 990 metros
Grado de dificultad: Moderado
Tiempo: 8 horas 2 minutos
Finaliza en el punto de partida (circular): Sí


A las 9:02 de la mañana y con una temperatura rondando los 15ºC llegábamos a la Estación de Cercanías de Colmenar Viejo. Este es el punto de partida de muchas de nuestras rutas en bici. Desde Nuevos Ministerios se tarda 30 minutos en el trayecto en tren, y la frecuencia entre trenes es de 20 minutos.

Una vez cruzado Colmenar Viejo, de Sur a Norte, y con unas buenas rampas iniciales, llegamos al carril bici que nos llevará a Soto del Real.


El carril bici va muy animado a estas horas tanto de ciclistas de carretera como de montaña. Como el perfil es suave , con ligeras subidas y bajadas, tenemos tiempo para contemplar a nuestra izquierda el embalse de Santillana, que según los datos del Canal está a más del 80% de su capacidad. El día es primaveral, y el sol que nos acompañará durante toda la jornada, está empezando a pegar fuerte.

Las obras de desdoblamiento de la M-609 entre Colmenar Viejo y Soto del Real siguen a buen ritmo, y de momento respetan el carril bici.


Al llegar a Soto del Real llevabamos 13 kilómetros de ruta. Una vez atravesado el municipio, saldríamos en dirección norte, buscando el camino de Miraflores de la Sierra. Debido al deshielo, hay bastante agua en esta zona, y en algunos tramos nos vemos obligados a rodar por un arroyo más que por un camino. Por suerte, el agua está muy limpia y no hay nada de barro.


Una parada en la ermita de San Blas para tomar fuerzas y contemplar el paisaje. Podemos ver detrás la Hoya de San Blas a la que nos dirigiremos más tarde, y abajo en el valle, el embalse de Santillana.

Esta zona antes de empezar la subida al puerto de la Morcuera es quizás la que tiene las rampas más duras de toda la ruta. Por suete todavía estamos frescos para afrontarlas.


Una nueva parada en el mirador, antes de dejar el camino a Miraflores para desviarnos hacia el puerto de la Morcuera.


La subida al puerto de la Morcuera ya la hicimos hace unas semanas, aunque con bastante frio. Hoy hace calorcito, y se agradece la sombra de los pinos. Según vamos subiendo, podemos ver las curvas que hemos dejado más abajo, algo que nos anima a seguir adelante. La subida no es muy dura, pero es sí constante.


Tanto en la subida al puerto de la Morcuera como más tarde en la Hota de San Blas nos cruzamos con varios vehículos de los Agentes Forestales vigilando los caminos.

Una vez pasada la parte más dura de la subida a la Morcuera, y tras una parada gastronómica (queso, frutos secos, fruta y demás viandas), nos desviamos a la izquierda por la pista que se dirige a la Hoya de San Blas. Es un camino rodeado de pinos muy suave, casi horizontal, y que nos permite recuperarnos de toda la subida anterior.


Las vistas hacia el valle y hacia Madrid son impresionantes. Merece la pena una parada a contemplar el paisaje. En realidad toda esta ruta tiene unas vistas espectaculares hacia el valle, tanto en este primer tramo como más tarde recorriendo la Hoya de San Blas.


Sabemos que no debe beberse agua de los arroyos, y que puede ser peligroso, pero no nos resistimos a llenar los bidones con ese agua fresca del deshielo.


La pista forestal se acaba, y empieza lo divertido. Un estrecho sendero se interna en el bosque y presagia muchas emociones fuertes.


La bajada de este sendero es vertiginosa y muy divertida. Tramos rápidos, otros más técnicos con mucha piedra, tramos con agua en el camino, más piedras, raices traicioneras... vamos, un subión de adrenalina para poner a prueba nuestra destreza sobre la bici.


Ya abajo, un pequeño descanso juento a las ruinas para comentar la bajada y el reloj nos dice que debemos darnos prisa para recorrer la Hoya de San Blas y llegar a comer a Soto del real.

Una vez cruzado el paso canadiense, el camino se divide en dos. El camino de la izquierda recorre la Hoya por su parte baja, en sentido antihorario, pero nosotros preferimos tomar el camino de la derecha, que lo hace subiendo y subiendo por la parte alta de la Hoya. Las vistas, tanto de la montaña como del valle, son espectaculares.


El camino sigue subiendo y subiendo, entre pinos, y poniendo a prueba nuestra resistencia. Una vez recorrida toda la Hoya, y antes de llegar al final del camino, aparecerá a nuestra izquierda el sendero que nos devolverá al camino bajo.


Si el primero de los senderos para bajar de La Morcuera a la Hoya fue rápido y divertido, este no se iba a quedar atrás. Si el otro era más técnico, este iba a ser más inclinado y más rápido.


El sendero muy estrecho, las curvas muy cerradas, y la pendiente de vértigo, hacen que pongamos a prueba los frenos y el equilibrio sobre la bici.

Una vez abajo, y tranquilos en el camino, da gusto mirar hacia tras para ver por dónde hemos bajado. ¿No estaremos un poco locos?


El último tramo, ya por un amplio camino, es una rápida bajada a Soto del Real para comer y reponer fuerzas. Bueno, y todavía quedaba volver a Colmenar Viejo para regresar a casa en el Cercanías, pero después de las emociones fuertes del día, eso es solo un paseo.

La Hoya de San Blas es todo un clásico en las rutas de MTB, con subidas duras por amplios caminos, y bajadas rápidas por estrechos senderos. Las vistas y el paisaje, espectaculares. Merece la pena el esfuerzo.

11 comentarios :

  1. Hola Aalto, no tendrás un enlace al trac de esa ruta por casualidad ;)

    ResponderEliminar
  2. Claro, Axel, es del GPS de MiguelS:
    http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=866575

    :) :) :)

    ResponderEliminar
  3. Gracias, la verdad que lo podria haber encontrado solo buscando en Google en vez de en wiciloc :D

    ResponderEliminar
  4. <span>Enhorabuena por las descripciones de las rutas y por el trabajo que haceis en este blog. Quería preguntaros, si es posible ir sin GPS por esta ruta, sobre todo cuando dejais las pistas y os meteis por senderos.</span>

    Muchas gracias

    ResponderEliminar
  5. Muchas gracias, Yagusu

    Yo nunca he utilizado los GPS. Antes de salir me miro muy bien el mapa, y a veces imprimo alguna zona si tengo dudas, pero me gusta más ir a la aventura.

    MiguelS lleva GPS, y es cierto que puede ayudarte mucho si no conoces la zona, o si el mal tiempo te resta visibilidad.

    Los caminos no tienen pérdida, y en los sendros están muy marcadas las rodadas del que ha pasado antes que tú. No hay problema.

    :) :) :)

    ResponderEliminar
  6. <span>En muy chula la ruta, pero no sé si yo sería capaz de hacerla </span>
    <span>¿qué grado de dificultad tiene la ruta?</span>

    ResponderEliminar
  7. Gracias por la serie de rutas que estáis publicando en el blog. Ayuda mucho a los que vivimos en Madrid pero no somos de aquí, para planificar futuras salidas... Seguid con el buen trabajo!!

    ResponderEliminar
  8. En la zona de los caminos no hay ninguna dificultad técnica, aunque sí es necesario una buena forma física para subir esas cuestas sin problemas.

    En los senderos llenos de piedras, raices y demás trampas, necesitas mucha destreza sobre la bici... o bajarte andando, pero eso tiene menos gracia.

    :) :) :)

    ResponderEliminar
  9. Gracias a vosotros por leernos.

    Espero que alguno que no la conozca se anime a hacer esta ruta.
    Merece la pena.

    :) :) :)

    ResponderEliminar
  10. La verdad es que no entiendo como no habia estado nunca en ese valle de la sierra. Este domingo que no me apetecia madrugar nada, salí con toda tranquilidad a las 11 de casa y me fuí a hacerla vuelta. Y que os puedo decir. Las vistas de primera y las dos trialeras de bajada para chuparse los dedos!!! Gracias por la ruta. Que muchas veces las cosas mas chulas están delante de las propias narizes y uno sin verlas :D

    Eso si. Si a la vuelta toca un poco de viento, el carril bici a Colmenar se hace eterno...

    ResponderEliminar